Ex?menes m?dicos, un requisito laboral

Las empresas deben realizar evaluaciones de preingreso, peri?dicas y de egreso para verificar la salud de los empleados.

Hace dos meses, una comunicadora social que prefiri? omitir su nombre recibi? una propuesta para trabajar en una agencia de consultor?a.

El proceso de selecci?n fue adelantado por medio de una Empresa de Servicios Temporales (EST) y, como es habitual en estos casos, antes de la contrataci?n se exigi? el cumplimiento de una serie de tr?mites, entre los que estaba un prueba m?dico.

Sin embargo, esta profesional con tres a?os de experiencia tuvo que cancelar el costo de la ex?men de preingreso que present? en un consultorio privado.

Para Jos? Alejandro C?rdenas, abogado experto en derecho laboral de la firma C?rdenas & ?lvarez, el art?culo 11 de la resoluci?n 2346 de 2007 del Ministerio de la Protecci?n Social establece que la contrataci?n y costo de las evaluaciones m?dicas ocupacionales y de las valoraciones complementarias que se requieran, estar?n a cargo del empleador en su totalidad. Por eso, en ning?n caso, pueden ser cobrados al aspirante o al trabajador.

Por lo anterior, el examen m?dico de admisi?n se constituye en una obligaci?n patronal y los costos derivados del mismo no se deben trasladar a las personas admitidas para laborar en la empresa. Esto aplica de la misma forma a las EST, quienes para todos los efectos se consideran empleadores de los trabajadores en misi?n?, agreg? C?rdenas.

Por su parte, Miguel P?rez Garc?a, presidente de la Asociaci?n Colombiana de Empresas de Servicios Temporales (Acoset), asegur? que a partir de la promulgaci?n de la resoluci?n 2346 de 2007, que obliga la realizaci?n de ex?menes m?dicos para el cuidado de la salud de los trabajadores y proh?be el cobro de los mismos, se divulg? su contenido y se desarrollaron acciones concretas para su implementaci?n.

En cuanto al monto que pag? la comunicadora social de esta historia, la agencia de consultor?a solicit? formalmente una explicaci?n y, despu?s de dos semanas, la EST reconoci? que los laboratorios efectuaron un cobro prohibido. Finalmente, el dinero le fue reembolsado.